Tratamientos y drogas del cáncer de garganta

Las opciones de tratamiento están basadas en muchos factores, como la ubicación y etapa del cáncer de garganta, el tipo de células implicadas, el estado general de salud y las preferencias personales. Es preciso que cada paciente discuta los riesgos y beneficios de cada una de las opciones de tratamiento brindadas por el médico. Juntos pueden determinar las que serán más apropiadas.


La terapia de radiación

La radioterapia utiliza rayos de alta energía, como los rayos X, para administrar la radiación a las células cancerosas, provocando su muerte. La terapia de radiación puede provenir de una máquina grande fuera del cuerpo (radioterapia externa), o puede provenir de pequeñas partículas radiactivas y cables que se pueden colocar dentro del cuerpo, cerca del tumor (braquiterapia).

Para los cánceres de garganta en fase inicial, la radioterapia puede ser el único tratamiento necesario. Para cánceres de garganta más avanzados, la radioterapia puede ser combinada con la quimioterapia o la cirugía. En los cánceres de garganta muy avanzados, la radioterapia se puede usar para reducir los signos y síntomas, así como lograr que el paciente se sienta más cómodo.

Cirugía

Los tipos de procedimientos quirúrgicos que se pueden tener en cuenta para tratar el cáncer de garganta dependen de la localización y la etapa del mismo. Las opciones pueden incluir:

  • La cirugía para el cáncer de garganta en etapa temprana. El cáncer de garganta que se limita a la superficie de la garganta o las cuerdas vocales puede ser tratado quirúrgicamente mediante endoscopia. El médico puede insertar un endoscopio hueco en la garganta o la laringe y luego pasar instrumentos quirúrgicos especiales o un láser a través de la mira telescópica. Con estas herramientas, se puede raspar, cortar, y en el caso del láser, vaporizar los cánceres muy superficiales.
  • La cirugía para extirpar toda o parte de la laringe (laringectomía). Para los tumores más pequeños, el médico puede extirpar la parte de la laringe afectada por el cáncer, dejando la mayor parte posible para que el paciente pueda respirar y hablar sin grandes dificultades. En casos donde el tumor esté más extendido, puede ser necesario retirar la laringe entera, pero siempre se manejan opciones para restaurar el habla.
  • La cirugía para extirpar toda o parte de la garganta (faringectomía).Los tumores más pequeños pueden requerir la eliminación de sólo una parte de la garganta durante la cirugía. Las piezas que se retiran pueden ser reconstruidas con el fin de permitir que la persona ingiera los alimentos normalmente. La cirugía para extirpar toda la garganta por lo general incluye la eliminación de la laringe también.
  • La cirugía para extirpar los ganglios linfáticos cancerosos (disección del cuello). Si el cáncer de garganta se ha extendido hacia lo profundo del cuello, el médico puede recomendar la cirugía para extirpar parte o todos los ganglios linfáticos para determinar si contienen células cancerosas.

La cirugía conlleva un riesgo de sangrado e infección, así como las complicaciones de dificultad para hablar o tragar. Esto dependerá del procedimiento específico al que se someta la persona.

Quimioterapia


La quimioterapia utiliza productos químicos para matar las células cancerosas. Se utiliza a menudo junto con la radioterapia en el tratamiento de cánceres de garganta. Ciertos medicamentos de quimioterapia hacen que las células cancerosas sean más sensibles a la radioterapia, pero la combinación de quimioterapia y terapia de radiación aumenta los efectos secundarios de ambos tratamientos. Es importante hablar con el médico acerca de los efectos secundarios más probables y si los tratamientos combinados ofrecen beneficios que superen esos efectos.

Terapia de fármacos

Los medicamentos dirigidos a tratar el cáncer de garganta aprovechan los defectos específicos en las células cancerosas que impulsan el crecimiento de las mismas. El cetuximab (Erbitux ®) se aprobó para la terapia dirigida en el tratamiento de cáncer de garganta para ciertas situaciones. El cetuximab detiene la acción de una proteína que se encuentra en muchos tipos de células sanas, pero es más frecuente en ciertos tipos de células de cáncer de garganta.

Los medicamentos dirigidos se pueden utilizar en combinación con la quimioterapia o la radioterapia.

Rehabilitación después del tratamiento

El tratamiento para el cáncer de garganta a menudo causa complicaciones que pueden requerir de trabajo con especialistas para recuperar la capacidad de tragar, comer alimentos sólidos y hablar. Durante y después del tratamiento del cáncer de garganta, el médico puede sugerir que se busque ayuda para:

  • El cuidado de una abertura quirúrgica en la garganta (estoma) si se ha realizado la traqueotomía 
  • Dificultades para comer 
  • Dificultad para deglutir 
  • Rigidez y dolor en el cuello 
  • Problemas en el habla 

libro-salud-reprodIMPORTANTE: Descarga completamente GRATIS nuestro libro electrónico; "Aparato respiratorio. Procedimientos relacionados". Después de leer este libro serás capaz de:

  • Identificar cada uno de los órganos del aparato respiratorio y sus características anatómicas..
  • Explicar los procesos fisiológicos en los que están implicados los órganos del aparato respiratorio.
  • Conocer los signos y síntomas de la patología más frecuente que afecta a este aparato.
  • Aprender sobre la ventiloterapia, oxigenoterapia y otras fisioterapias de la respiración.